La siembra, la fertilización y el riego son los pilares fundamentales para el cuidado y el mantenimiento del césped. Hoy dedicaremos nuestro artículo a hablar del riego, que adquiere especial importancia en esta época del año.

El agua le aporta a este tipo de plantas turgencia, elasticidad y les ayuda a recuperarse de las pisadas, de las inclemencias del tiempo,… (aquí encontrareis un artículo sobre la calidad del agua).

campo de golf de escocia

Desde que sembramos las semillas hasta que las plantas tienen más o menos 2 centímetros es cuando el césped necesita más cantidad de agua ya que está en pleno crecimiento (se precisaran riegos cortos pero bastante seguidos). Cuando alcanza esta altura, necesita mucha menos, al igual que cuando ya lo hemos cortado 2 o 3 veces.

Es por eso que podemos correr el riesgo de regar demasiado. Se trata de un error muy común que:

  • Lava el suelo (los nutrientes que contenga la tierra se escurrirán y las raíces no podrán llegar a ellos).
  • Provoca hongos.
  • Endurece el suelo (al compactarse la tierra, ésta no se airea adecuadamente, con lo cual el césped puede morir de asfixia).

No podemos olvidar que según la extensión que tengamos de césped el agua que destinamos al riego puede suponer un coste bastante importante. Aquí van unos trucos para ahorrar:

  • Acostumbrar al césped a vivir con poca agua.
  • La variedad Cynodon Dactylon requiere cerca de la mitad del agua que las otras especies y es fácil de encontrar en España.
  • Si en lugar de regar cuando lo creamos necesario regamos cuando realmente es necesario ahorraremos cerca de un 40% más. ¿Cómo podemos hacer esto? Instalando un sistema de riego inteligente como Intelliwater, que regará solamente cuando el césped lo necesite. Sus sensores captan la humedad que tiene la tierra y activan el riego. Además, éste se produce durante ciclos cortos para que el suelo pueda absorber el agua y evitar las escorrentías.

Queréis más información? En esta página web encontrareis todo lo que necesitáis saber sobre el césped, tanto artificial como natural.

Y no os olvidéis de compartir este artículo!